viernes, 4 de noviembre de 2011

Cambiemos el mundo con amor

Todos los días percibo en los adultos de mi generación y la anterior una falta terrible de amor materno. Y así está el mundo!

Personas que entran a la oficina (lugar donde otras personas están trabajando, charlando, ocupadas, hablando por teléfono, etc), dicen un HOLA general y pretenden que todos (16-20 personas) le contesten HOLA!! :)

Gente que dice que al niño no hay que dejarle saber que “puede con nosotros” o que “se puede salir con la suya”.

En medio de una clase, todos mirando al frente, la profesora hablando, entra una niña de 70 años aproximadamente, prende la luz, hace ruido, acota. Le falta un cartel luminoso que diga “No se olviden de mí, acá estoy. Mirame!”.

Mamás en el jardín, lugar donde nos reunimos a hablar de los nenes, dicen “Yo, yo y yo”…

Una mujer de 50 años planteándome “A vos no te hablo más porque me borraste del facebook”. No sería más cordial preguntar si la borré o si fue un error de facebook? Y si la borré, no sería mejor no decir nada? Digo…

Una madre en el subte gritándole a su hija, de año y medio o dos, que no la soporta más.

Otra mamá, de una nena discapacitada, pegándole un chatezo tremendo en medio de la sala de espera. Así, sin vergüenza. No quiero ni pensar qué le hará en la casa…

Y los adultos reclaman, reclaman y reclaman. Reclaman a otros el amor materno, la atención que no recibieron de pequeños.

Ya está. Ya pasó. Cortemos este vicio de una vez. Lo que no tuvimos, no lo vamos a recuperar jamás. Miremos a los niños del ahora, cumplamos con sus deseos y necesidades, entreguemos amor incondicional. Porque el tiempo de niños no vuelve. Es un precioso tesoro que hay que llenar de bellos y luminosos recuerdos. Para los niños de hoy es tiempo de amor, juegos, caricias, miradas, respecto, comprensión, empatía. Demos a los niños lo que a nosotros nos faltó. Respetemos la infancia, la inocencia. Cuidemos el alma de nuestros niños para hacer un mundo mejor.


10 comentarios:

  1. Se darán cuenta Pao? el tema es ese, estan tan metidos en si mismos que sus hijos son solo una extencion, no los ven como seres individuales que los necesitan. Los tuvieron para llenar ese vacio que sienten, y cuando se dan cuenta que no es asi, que no pueden ser "sus madres" porque son "sus hijos" reaccionan violentamente. Porque todas esas experiencias que contas son violentas, sean o no fisicas, son tristes y violentas.

    ResponderEliminar
  2. Estoy muy de acuerdo, muy gutmaniano tu post ;)
    A veces los padres no se dan cuenta de lo que le dicen a sus hijos... Los otros días en el super con mi marido escuchamos como una mamá le decía a su hija de 6 años SOS INSOPORTABLE, NO TE AGUANTO MÁS, mi marido dijo en voz alta QUE DURO y ella nos miró con cara de desolación y nervios, obvio querida te escuchamos maltratar a tu hija, bancatela...
    Tb están los padres que pegan, y lo peor, los que JUSTIFICAN que pegan porque MI HIJO ES UN TERREMOTO Y NO LO PARA NADA NI NADIE... Ajá, y un cachetazo si?????? Desde cuándo la violencia es la respuesta???
    Ojalá que con nuestros pequeños cambios, el mundo sea un lugar más lindo.

    Muchas felicitaciones por el post!

    ResponderEliminar
  3. Amiga, es dificil pero creo que el cambio sólo puede venir como bien lo expusiste a través del amor.
    A mi no sólo me da pena los niños que son violentados, sino toda la situación porque esos padres son incapaces de detectar la violencia en su interior, no pueden conectarse con sus hijos, fuera del grito y chirlo creen no tener otras herramientas para educar. Es verdad que el desamparo emocional lleva a reproducir más desamparo, pero un paso enorme es empezar a poner palabras, a sacar a la luz estos temas... comparto mi face tus palabras, para que multiplicar el cambio!!!

    Besos muchos!
    Flor

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que no es problema de una generación u otra, creo que en general la sociedad está corrompida y cada uno va a lo suyo. ¡Suerte que cada vez hay más gente con otra forma de ver la vida!

    ResponderEliminar
  5. Coincido totalmente con vos! creo que la sociedad está así, porque venimos con años de "conductismo inconsciente" (que repetimos sin preguntarnos por qué), y no vemos que vivimos una sociedad consecuencia de la crianza de nuestros hijos... y así está. A veces me da bronca que la gente trate mejor a sus perros que a los niños (con todo el respeto por los perros, pero conozco gente así, lamentablemente)

    ResponderEliminar
  6. Al mejor estilo Gutman... Excelente tu reflexion. Me quedo con tu ultimo parrafo. "Respetemos la infancia, la inocencia. Cuidemos el alma de nuestros niños para hacer un mundo mejor"... Lo comparto!

    ResponderEliminar
  7. ¡¡Gracias por sus comentarios!!

    Silvia, coincido que no es problema de una generacion u otra. Lo que quise decir es que veo los "resultados" en esas generaciones...

    Ile, una conocida una vez me dijo "a mí me da más lástima que atropellen a un perro que a una persona". JA!

    ResponderEliminar
  8. Sí, totalmente de acuerdo. Pero creo que no se dan cuenta que tienen necesidades emocionales y afectivas insatisfechas y que es eso lo que los (nos) hace actuar de determinada manera. Digo, porque a mí también me salta la térmica de vez en cuando, pero al ratito me doy cuenta de que son mambos míos, que no es culpa de mi hija "que se porta mal".
    Hay miles y miles y miles de personas tan necesitadas de mamá. Yo amo a mi mamá y ella me cuidó siempre un montón, pero como dice a veces Laura Gutman: el bebé espera mucho más. Pero debo aceptar que ya no voy a tomar teta, ni tener más upa, ni la conexión emocional que no tuve de bebé...Ya soy adulta...
    Besos!!

    ResponderEliminar
  9. Tal cual Gi. La mayoría no se dan cuenta, menos así de la noche a la mañana... Además es duro darse cuenta, muy duro.

    ResponderEliminar
  10. si la mayoria de los padres estan mas preocupados en el tener que en el ser

    ResponderEliminar

Bienvenido y gracias por dejar tu comentario!!